Joyería Charra

A. Blázquez joyería charra

Joyas charras | Joyeros de Salamanca

Una de las actividades fundamentales de A. BLÁZQUEZ JOYEROS es su departamento de joyería charra. En su taller elaboran y venden todo tipo de joyas charras realizadas con exhaustiva minuciosidad y manteniendo los orígenes de una tradición centenaria.

El Botón Charro

Como complemento de la indumentaria en camisones, jubones, calzones y chalecos, el botón parece deber su origen a técnicas medievales, aunque conoce su apogeo entre los siglos XVI y XVII. A pesar de haber desarrollado una extensa tipología (de cabeza de turco, redondo, ochavado, de filigrana) en Salamanca ha sido este último, el botón charro o de filigrana, el que ha conocido en las últimas décadas una mayor producción.

Todas las joyas charras que se ponen a disposición del público en A. BLÁZQUEZ JOYEROS están elaboradas en oro y plata. Además:

  • Se realizan todo tipo de joyas a medida
  • Diseños únicos y exclusivos
  • Todas las joyas charras están garantizadas

Con una técnica transmitida durante generaciones, su elaboración comienza formando con hilo de plata un armazón en forma de flor de las dimensiones que se pretenda el botón. A continuación, con dos hilos retorcidos se forma el cordón. Y será este cordón, con motivos de espiral, el que se utilice para el relleno de la flor. Toda esta labor se realiza en forma plana y para dar forma esférica al botón, se ahorma en los hoyos de la embutidera.

Posteriormente se colocan los adornos: corros de hilo, trenzados o caramuzos y todo ello se une vertiendo polvo de soldar y pasando la llama del soplete. Finalmente se remata con bolas de plata, unidas al botón mediante el calor de la soldadura y se pule.